Home / EDUCACIÓN Y CULTURA / Educador pide al presidente Danilo Medina designe profesional educativo como Ministro de Educación

Educador pide al presidente Danilo Medina designe profesional educativo como Ministro de Educación

Santo Domingo.- El Ministro de Educaion Andrés Navarro ha presentado recientemente su dimisión al presidente Danilo Medina y éste tendrá que designa un nuevo incumbente en educacion.

Por ese motivo el profesor Miguel Ángel Fernández le ha escrito una carta pública  al presidente Danilo Medina que reproducimos a continuación:

Profesor Miguel Ángel Fernández.

(Carta abierta a Danilo Medina)

SEÑOR PRESIDENTE:

A propósito de la inminente designación de un nuevo Ministro o Ministra para Educación, quiero expresarle y solicitarle públicamente lo siguiente:

Sé muy bien que la Constitución Política del Estado dominicano le da a usted la potestad y discrecionalidad para designar su gabinete y todo el staff de funcionarios más importantes de la administración pública; que usted escoge personal de su absoluta confianza, lealtad y consideración. Es natural que así sea en todas partes.

Pero eso no quita desconocer criterios de selección idónea y coherente para que los designados tengan el perfil del cargo (competencias técnico-profesional del área, carrera en la materia; competencias políticas, sociales; méritos, liderazgo, producción…,).

Nadie se imagina un médico en el Ministerio de Obras Públicas; ni un agrónomo en Salud Pública; ni a un Psicólogo de gobernador del Banco Central o en el Ministerio de Planificación, Economía y Desarrollo.

Educación es una amplia área, es una gran materia. Educación es una Carrera. La legislación educativa dice cómo se ingresa, cómo se cualifica, cómo se promueve, cómo se asciende.

Hay que estar graduado en educación, concursar y aprobar para dar clase en aula; 5 años dando clase y concursar para ascender a director de centro; concursar para ser técnico-docente, director distrital, regional. Esa es la carrera, toda una ruta de años de experiencia y conocimiento de la materia; toda una acumulación de pericia, capacidad, investigación, producción, publicación…Todo un gran crédito personal, mérito social y un gran patrimonio público que enriquece la burocracia estatal.

La Carrera de Educación está constitucionalizada en nuestro país: “El Estado reconoce el ejercicio de la carrera docente como fundamental para el pleno desarrollo de la educación y de la nación dominicana y, por consiguiente, es su obligación propender a la profesionalización, a la estabilidad y dignificación de los y las docentes”. (Art.63.5, Constitución de la R. D.).

Y la ley de Educación es clara: “Se entiende por Carrera Docente la vinculación del servidor de la educación al conjunto de disposiciones organizativas y legales que regulan el ingreso, la permanencia, la promoción y el retiro de los docentes durante su ejercicio profesional, así como sus deberes y sus derechos laborales. La Carrera Docente comprende también el conjunto de disposiciones atinentes a la clasificación y valoración de cargos, el reclutamiento, la selección, el nombramiento de personal, la estabilidad, promoción y evaluación del personal, que brinden a la educación los mejores recursos humanos”. (Art.135 de la Ley General de Educación).

Usted tiene 6.5 años como jefe de la administración pública; ha tenido dos ministros de educación totalmente ajenos a la Carrera Docente (uno abogado y otro arquitecto que nunca habían ido a una escuela pública, ni de visita). Ninguno ha salido a publicar un libro, ni a hacer una investigación educativa, sino a ser pre-candidatos presidenciales.

A usted no hay que decirle lo que cuesta una pre-campaña presidencial en este país. Tampoco hay que decirle los cuestionados resultados de su gestión educativa y de la administración de más de 800 mil millones de pesos en ese ministerio.-

Designar en el Ministerio de Educación un extraño a la Carrera Docente es un acto de desprecio por la educación; es un acto desprecio a la Carrera, es un insulto a la escuela y docentes de la República Dominicana.

Pensar la escuela desde la tecnocracia y la plutocracia es el peor daño que se le hace hoy a la educación; la escuela no es industria, ni manufactura, ni negocio; la educación formal es un proceso muy complejo, muy humano afectado o cruzado por las glorias y las miserias de esta sociedad que usted encabeza.

Educación necesita un humanista de carrera, que conozca la escuela, que haya estudiado, trabajado, investigado y producido para la educación como derecho y no como negocio.

Sé que el Banco Mundial, el BID, USAID…, y toda esa jungla colonialista le imponen a los gobiernos como el suyo  el enfoque de que la dirección de la educación  no debe estar en manos de un docente, sino de un “gerente”, de un burócrata que responda a los intereses y negocios privados de la educación. Porque al Estado lo han privatizado. No es verdad que los colegios privados están pasando a ser escuelas públicas, es al revés: dinero de la escuela pública se está pasando al negocio privado de la educación. Y a la escuela pública se le imponen criterios empresariales de gestión.

Usted, su partido y sus aliados tienen cuadros profesionales e intelectuales de carrera educativa, de mucha valía, de mucho respeto en materia educativa.

¿Por qué no designar en Educación a un cuadro de carrera, a un profesional o intelectual conocedor de la escuela dominicana?

Cien mil docentes de la República Dominicana verían como un respeto y valoración de la carrera docente la designación de una persona de carrera en el Ministerio de Educación.

La lógica, la naturaleza de la materia, la Constitución, el sentido ético y nacional del ejercicio político lo obligan a designar en Educación de un profesional del área educativa.

Se lo digo de buena fe.
Piénselo bien, Señor Presidente.

(Miguel Ángel Fernández)
20/2/2019

Acerca de Julio Guzman Acosta

También ver

Dominicanos por el Cambio califica de adefesio jurídico decisión de la JCE

Como un adefesio jurídico calificó el Partido Dominicanos por el Cambio (DXC), la decisión de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *