ANALISIS

Danilo Medina, por favor, renuncie!

Por  Paulino Antonio Reynoso (Toño)

Usted y los gobiernos del PLD han dividido y contaminado los tres nidos del nacimiento, del crecimiento y del desarrollo de un ser humano: La Familia, la Escuela, la Sociedad y el Estado.

Desde que lo conocí, en pleno apogeo electoral en abril del 1996, de inmediato me convencí que usted si fuese presidente de Rep. Dominicana lo haría muy mal. Y así está ocuriendo.

Su participación en la crisis de Molinos Dominicanos en marzo del 1997 lo desnudó.  Su conducta frente al caso de Loma Miranda lo desarropó por completo. Los demás casos los conocemos todos. Ignorante, cómplice e indolente es  quien ni lo vea ni lo sufra.

Es que usted es un protagónico contribuyente de la llamada “Liquid Modernity” de que habla el prestigioso sociólogo polaco Sygmunt Bauman.

Olvídese de los intelectuales y profesionales que ya se lo solicitaron. Ahora escuche a los pobres diablos, a los iletrados y a los que viven de “chepa” y de “ñapa”. Escuche a las generaciones futuras que, aún después de la muerte de los últimos descendientes suyos van a tener que seguir  pagando las deudas que usted está contrayendo para enriquecer a cortes mafiosas e inescrupulosas.

Usted y los gobiernos del PLD han dividido y contaminado los tres nidos del nacimiento, del crecimiento y del desarrollo de un ser humano: La Familia, la Escuela, la Sociedad y el Estado. Lo triste es que no han hecho nada para hacer de esos nidos un lugar sano y habitable. Sólo reality shows.

Usted no oye a nadie. El ex-candidato opositor Luis Abinader  puso a su disposición su plan anti-delincuencia y usted es tan descortés y prepotente que ni gracia! dijo. A usted no le duele NADA!

Ya que muchos líderes, adormecidos por el miedo y la cobardía y acomodados por el poder de sus intereses, no se atreven a  pedírselo, yo, en nombre de mí mismo y  en nombre de los atracados, de las víctimas del robo en plena calle y en sus hogares, de las mujeres violadas, de los vilipendiados, de los pobres sin esperanza, de los asesinados durante su régimen, de los que han sido burlados por usted y sus serviles lacayos, le pido por favor, renuncie! a la Presidencia de la República Dominicana. Su inercia y su ineptitud nos tiene “jartos” a todos.

En otros países, como Guatemala, el presidente ha renunciado por asuntos menores con relación a los suyos.

Usted, de manera deliberada, permitió que Odebrecht ubicara su oficina Pro- Sobornos en la capital dominicana. Con eso bastaría para que usted renuncie. Mucho más si a eso le agregamos la acción e inacción de su gobierno con casos como los aviones tucanos, Diandino, Félix Bautista, el CEA, la OISOE, INAPA, entre  otros.

Usted es un presidente insípido, incoloro e inodoro. Eventualmente sería  mejor ver una vice-presidenta convertida en presidenta que ver un inepto burlándose de un pueblo inteligente. Es mejor ver una mujer, esposa de un indolente corrupto como Leonel Fernández, siendo la presidenta por unos tres años más que verlo a usted brincando charquitos, porque no se ha sentado a ver lo que su pueblo necesita ni cómo resolverle esas necesidades.

Ya la familia dominicana está profundamente herida con las secuelas de su incapacidad y su espíritu indolente.

Y no crea que lo de Irma y ahora su incursión como mediador en el caso de venezuela lo va a fortalecer. Aquí hay muchos que nos hemos graduado con altos honores y sin copiar tesis,  para ser timados por usted .

Es bueno que usted sepa que las familias golpeadas por la violencia y los crímenes no le van a seguir tolerando a usted esta tragedia.

Lo que las  familias de Emely, Dioskary, Eulalia, Kenibel, Vanesa, Jacqueline, Olga Lidia, Olga María, Ingrid María, Marisol y decenas de mujeres asesinadas por hombres convertidos en bestias han tenido que soportar no podemos seguirlo aceptando más.

Usted, su jodío congreso, sus funcionarios o lacayos, su poder judicial, su aparato de seguridad son unos irresponsables e ineptos, salvo muy raras excepciones. Ustedes han dejado que nuestra gente caiga en manos de los delincuentes, los traficantes del mal y de una clase dominante voraz, indolente y despiadada.

Pero usted, en un país presidencialista, con vocación caudillista y clientelista es el responsable principal de esta hecatombe social.

Danilo Medina, usted llegó a la presidencia de manos de la corrupción, el robo, la cobardía, la mentira y por una oposición endeble y genuflexa.

Los más de 40 mil millones de pesos dominicanos (RD$40,000,000,000) que el corrupto Leonel Fernández se robó del presupuesto nacional para malgastarlo en usted y su campaña presidencial del 2012,  se debieron invertir en obras de infraestructuras para la creación de empleos y para la producción de bienes necesarios para detener esta hemorragia social.

Renuncie Danilo Medina, pues en sus laaaargos cinco años de gestión todos los males se han incrementado. Hasta los tiburones se han incrementado, pues usted tuvo la cachaza de comérselos podridos a todos.

Licenciado, para que otros entiendan que ser presidente de mi país no es un relajo ni ser  portador de un botín, por favor,  RENUNCIE!

 

El autor es escritor y ex-candidato presidencial dominicano.

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *